• Directorio de empresas
Internacional|Informe de la ONU

Una de cada ocho personas padece hambre crónica en el mundo

  • La situación preocupa en los países subsaharianos.
  • Se incide en el crecimiento sostenido y compartido.
02/10/2013 |  

Un nuevo informe de Naciones Unidas ha demostrado que una de cada ocho personas padece “hambre crónica”. A pesar de las mejoras económicas y de la reducción de la subalimentación, la situación sigue siendo muy preocupante en el África Subsahariana, donde un cuarto de la población sufre hambre.

El informe ‘Estado de la Inseguridad Alimentaria en el Mundo’ (SOFI), se ha realizado desde 2011 a 2013 y pone de manifiesto que más de 842 millones de personas “no tienen suficientes alimentos para llevar a cabo una vida sana y activa”. A pesar de ello hay un pequeño descenso con respecto a los 868 millones de 2010 a 2012. La mayoría de estas personas residen en regiones en vías de desarrollo, al menos 15,7 millones lo hacen en países industrializadas.

El documento también informa que el crecimiento económico constante de los países en vías de desarrollo “ha permitido mejorar las rentas y el acceso a los alimentos” y resalta la recuperación del crecimiento de la productividad agrícola que se apoya en nuevas inversiones e intereses privados que “han permitido incrementar la disponibilidad de alimentos”.

También cabe mencionar los envíos de divisas por parte de los emigrantes que han tenido un impacto notable en la reducción de la pobreza de los países de origen tanto en la mejora de la seguridad de los alimentos, como en el impulso de inversiones productivas en pequeñas explotaciones.

BRECHAS IMPORTANTES

A pesar de todos los puntos de avance en la reducción del hambre en el mundo, el informe también habla de “brechas importantes”. África subsahariana solo ha experimentado avances precarios en los últimos años y “sigue siendo la región con mayor prevalencia de la subalimentación” con uno de cada cuatro habitantes sufriendo hambre.

Otra de las brechas se ha localizado en Asia Occidental, donde no se han registrado avances en los últimos años. El documento también ha informado de que en el Sur de Asia y el Norte de África hay “una cierta mejora”. Las reducciones más importantes de hambre se han realizado en Asia Oriental, el Sudeste Asiático y América Latina.

POLÍTICAS DIRIGIDAS ESPECÍFICAMENTE PARA LOS POBRES

Los datos del informe también reflejan que el número total de personas subalimentadas en países en vías de desarrollo se ha reducido un 17% desde 1990-92, cuando había 995,5 millones. Hoy en día hay 826,6 millones de personas que pasan hambre.

Las organizaciones que han elaborado el documento sostienen que el crecimiento económico es “esencial” para la reducción del hambre, pero no es suficiente como para garantizar la creación de empleos y la mejora de las condiciones de vida “a menos que las políticas se dirijan específicamente a los pobres, en especial al medio rural”. En este sentido han añadido que la reducción de la pobreza y el hambre en los países pobres dependen de “un crecimiento no solo sostenido, sino también compartido”.

El informe concluye con una serie de indicadores para medir el impacto de la precariedad alimenticia desde otros puntos de vista. La ONU señala que aunque en algunos países no hay hambre en exceso, las tasas de subalimentación si son altas, tal como prueba el gran porcentaje de niños con retraso en su crecimiento o peso insuficiente que les reportará efectos negativos en su salud y posterior crecimiento.

Si te ha interesado esta información, te recomendamos ...

Tags Relacionados
Pincha en uno de los tags para ver más noticias relacionadas
¡Deja tu comentario!
Esta es la opinión de los internautas, reservado el derecho a eliminar comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

2009. Charaxes Jasius S.L. Todos los derechos reservados.